¡Bienvenido a El Vino del Mes!

Doce meses, doce vinos
Seguinos

Octubre - Kinien Malbec 2003 y Enamore Blend 2008



 Esteban Bruno    15 de octubre de 2010 3:37    Etiquetas:,,,,,,,,,,, 
Y llegó el día!! Se hizo esperar pero finalmente la décima edición oficial de El Vino del Mes ha sido llevada a cabo. Esta reunión bastante especial ya que pudimos contar con la presencia de Ariel, quien nos ha enseñado mucho de vinos y fue quien nos recomendó varias de las etiquetas degustadas en reuniones anteriores.
Ariel llegó con una botella de Kinien Malbec 2003, de bodegas Ruca Malen, que la tenía guardada desde hace unos cuantos años en la bodega que tiene en su casa. Un excelente vino compuesto por Malbec 86%, Cabernet Sauvignon 10% y Tempranillo 4%.
El Kinien se comenzó a producir en 2001 y lleva 14 meses en barricas nuevas (80% francesas y 20% americanas) y un mínimo de 2 años de estiba en botella. Actualmente se están comercializando las cosechas 2004 y 2007.

También fue una reunión especial ya que fue la primera en la que degustamos más de una etiqueta. Sonará reiterativo, pero nuevamente, por sugerencia de Ariel y aprovechando una oportunidad (gran oferta por caja cerrada) de la gente de Coyote, nos hicimos de un ejemplar de Enamore Blend 2008 de la bodega Renacer (en realidad una caja que se repartió entre varios interesados).
Enamore es un penta varietal compuesto por Malbec 62%, Cabernet Franc 11%, Cabernet Sauvignon 14%, Syrah 4% y Bonarda 9%.

Continuando con la degustación de quesos y delicatessen hemos incorporado algunos productos nuevos en la tabla como ser Jamón Serrano (de chacinados "El Mercedino"), Corazones de alcauciles en conserva "Complacer", y un mix de frutas secas.
A todo esto hay que sumarle la variedad de quesos seleccionada que fueron: de Cabra semiduro con Ají Molido "Cabramarca", Cheddar "La Suerte", y Sardo "Santa Catalina". También teníamos una hormita de Holandita que no la cortamos porque ya era demasiado. Además contábamos con una pequeña porción de Bondiolita (de nuestros amigos del ACA de Chascomús) y también algo de Ciervo en escabeche.
Por supuesto, infaltable, la marca registrada: Rodajitas de mozarella con tomatitos secos y albahaca.

Camino a casa pasamos por El Cañon donde compramos pan recién horneado y unos alfajorcitos para el café. Confesamos que la idea original era ir a Las Delicias de Caballito a buscar los mini brownies bañados en chocolate, pero a causa de la congestión en el tráfico que hubo nos atrasamos y estábamos al límite con el tiempo ya que Ariel estaba por llegar.

Llegamos y una vez acomodados dimos comienzo a la preparación. Maxi inició el proceso de cortes: la bondiolita y el serrano en fetas y algunos cubitos, el cheddar en dados al igual que medio sardo. La otra mitad en triángulos (que luego se calentaron y condimentaron), y el de cabra, al ser horma muy chica y redonda se cortó tipo pizza en ocho). En medio de la preparación llegó Ariel y aconsejó abrir el Kinien mientras terminábamos la preparación para que vaya aireando.

Una vez que teníamos todo listo, ya con el mantel extendido, distribuimos en la mesa la tabla, las copas y los bowls, y realizamos la clásica sesión de fotos para compartir con nuestros lectores este verdadero espectáculo para la vista.
















Cada uno con su copa servida, iniciamos la exploración sensorial del vino. Iniciamos por la vista, donde Ariel nos mostró como el anillo blanco, que se ve al inclinar la copa a 45 grados, habla del alcohol y la crianza en madera. Observamos un rubí intenso con reflejos violáceos.
En nariz se destacan las frutas rojas maduras, vainilla y cacao.
En boca se nota aterciopelado y realza el sabor a la fruta con una acidez bien equilibrada.
De final largo y retrogusto a mermelada.
A medida que pasaba el tiempo se fue abriendo más. Un vinazo espectacular que decantado hubiese sumado algunos puntos mas. 



En cuanto al maridaje, los quesos estuvieron excelentes: el de cabra con ají molido, sorprendió bastante. Esperábamos menos sabor y sin embargo concluimos en que vale la pena repetirlo. El Sardo en cubitos resulto una pasta no muy dura por no estar muy estacionado. Eso no le quitó sabor, pero no era un típico Sardo que se pueda rayar. Ahora, caliente y condimentado con orégano y pimentón, simplemente inmejorable. 
Otra sorpresa, el cheddar, que varios conocidos opinaron que solo sirve para fetear arriba de una hamburguesa, dejó demostrado que entra perfecto en una picada y cuadra muy bien en conjunción con el Malbec.
Los frutos secos fueron claves porque realzaron el sabor del vino. El serrano, palabras mayores y el ciervo ya lo comentamos en la reunión anterior, altamente recomendable.
Gran descubrimiento los Corazones de Alcauciles que suavizaron el paladar y agregaron una cuota de frescura.
Hay que destacar un comentario que hizo Ariel acerca de la importancia de contar con un buen pan a la hora de armar estas degustaciones ya que es un componente clave. Los mignones recién horneados de El Cañón, cumplieron con las normas de calidad requeridas. 

Finalizada la botella de Kinien, descorchamos el Enamore.




Enamore es un vino que se elabora con la técnica de Appasimiento: racimos expuestos a vientos secos a temperatura ambiente, hasta perder alrededor de un tercio de su peso. (También conocida como Passito)
A la vista un color rojo rubí intenso y profundo, en nariz lleno de aromas de especias y frutas maduras, en boca es estructurado, dulzón y frutal.



Coincidimos los tres en que dentro de un año este 2008 va a estar en su punto justo.

Como parte de la charla surgió el tema de los cosecha tardía y decidimos que la próxima degustación incluirá un tardío para poder apreciar otro tipo de sabores.

Finalizando la velada, Maxi conecto la Nespresso y desplegó la caja porta cápsulas para que cada uno seleccione su sabor preferido. Fueron de la partida un Tanzaru para Ariel (también poseedor de una Nespresso), Indriya para Maxi y Ristreto para mi. 
Acompañando el café, degustamos unos alfajorcitos de tres variedades: dulce de leche con cobertura de chocolate, dulce de leche con cobertura de chocolate blanco y de frutos del bosque con chocolate blanco y nueces.



Esto ha sido todo en esta velada y aprovechamos esta publicación para agradecerles a todos nuestros lectores porque ya estamos cerca de cumplir un año y cada vez son más los que se acercan a este sitio a compartir con nosotros esta experiencia.
Muy pronto habrá novedades para nuestros fieles seguidores tanto del blog como de Facebook.
Hasta la próxima degustación!!

See you next time!!

Información útil:

Acerca de Esteban Bruno

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit. Maecenas euismod diam at commodo sagittis. Nam id molestie velit. Nunc id nisl tristique, dapibus tellus quis, dictum metus. Pellentesque id imperdiet est.

1 comentario:

  1. buenos vinos y rica mesa..! felicitaciones..!

    ResponderEliminar

Gracias por dejarnos tu comentario.