¡Bienvenido a El Vino del Mes!

Doce meses, doce vinos
Seguinos

Conociendo Mendoza - Parte IV (Casa Margot)



 Esteban Bruno    5 de marzo de 2013 1:12    Etiquetas:,,,,,,,, 
Nuestro quinto día en Mendoza marcaría un antes y un después del viaje. 
Era 31 de enero y, luego de haber ido a conocer Villavicencio (ver crónica), a las 14:30 estábamos llegando a uno de los más prestigiosos hoteles boutique dentro del circuito de enoturismo. Allí  ubicado en plena calle Italia, en el corazón de Chacras de Coria, detrás de un disimulado portón azul, se encuentra la imponente Casa Margot. Se trata de un Hotel Champagnerie de 5 estrellas que cuenta con dos lujosas suites (Grisel y Celedonio) y una infinidad de servicios para que los huéspedes solo se preocupen por disfrutar.

En la Casa nos recibió Irene, con una enorme sonrisa, quien nos llevó a recorrer cada rincón contándonos la historia del lugar, luego nos mostró la suite que teníamos asignada -Celedonio- (más adelante la describo), y nos invitó a sentarnos a una mesa ubicada en el jardín para servirnos una copa de bienvenida.


La casa fue construida y habitada por la escultora Eliana Molinelli, quien, con el dinero obtenido por unos trabajos realizados, exhibidos en la Plaza Independencia, compró una puerta de más de 100 años en una chacarita  y en base a ella y otras puertas y herrajes antiguos diseñó la casa. Techos abovedados, grandes vitrales, arcadas y ladrillo a la vista, con detalles y terminaciones increíbles rememoran las antiguas cavas de champagne. Todos los espacios están decorados con la mítica conjunción del glamour francés y la nostalgia del tango que invitan a sentarse en cada sillón a admirar cada expresión artística.
Además la casa cuenta con un quincho con parrilla y un salón que era el atelier donde la escultora realizaba su trabajo.



De repente me encontré con una copa de espumante en la mano, una bellísima casona, un tango sonando de fondo, mi mujer y mis hijas contemplando la calma y la paz del lugar, y una profunda emoción me invadió por dentro.


Como si esto fuera poco, se acercó Irene para dejarnos los formularios del check-in y nos ofreció un menú de variadísimas opciones para que armemos nuestro desayuno a la carta para el día siguiente. Gran punto diferencial que suma al conjunto.

Fotos de Casa Margot
Contamos con la grata presencia de un cachorrito de Ovejero Alemán que corría por todo el jardín junto a Antonella y Julietta. Estaba recién llegado y aún no había sido bautizado. Se disputaban varios nombres y al cabo de unas horas el nuevo integrante de la casa respondía al nombre de Gatica.

Ingresamos nuevamente a la suite por la puerta que da al atelier (también tiene acceso desde un patio interno). Al entrar se encuentra el vestidor y a continuación un amplio ambiente donde se ubica el sommier king size con un edredón de plumas y almohadones a tono, con mesitas de noche hechas en estructuras de hierro con botellas de vino. Frente a la cama un cómodo sillón, una barrica con una lámpara, el frigobar, un LCD con televisión satelital y una escalera caracol por donde se accede al escritorio de la suite que lo habían acondicionado como habitación para las nenas. Al subir encontramos las dos camas paralelas pero en desnivel, un escritorio y sillón antiguos, un pequeño living con dos sillones y una mesita ratona, y el acceso al pintoresco balcón
Demás está decir que mis hijas (y nosotros también) se enamoraron perdidamente de "su" habitación.


Luego del recorrido, nos pusimos los trajes de baño y durante la tarde disfrutamos de la hermosa piscina que cuenta con un solarium donde se ubica una mesa con sombrilla y sillas.


Cayendo la tarde, disfrutamos de una merienda en los jardines, escuchando tango y contemplando las distintas obras de arte que se encuentran en cada rincón, mientras las chicas jugaban con Gatica.


Sergio y Giovanna
A la noche fuimos a cenar a La Piadina, a 300mts. sobre la calle Italia, y al volver estaban Sergio Mastrapasqua (Director de Bodega Margot) y Giovanna Carparelli (Brand Manager) que aprovechando el fin de semana largo (el 1°/2 fue el día del trabajador vitivinícola) fueron a despejarse unos días. Nos invitaron a compartir junto a ellos una copa de espumante y estuvimos charlando sobre la Casa, la bodega, los nuevos proyectos, la incorporación del asesoramiento enológico de Paul Hobbs que trabajará junto a la enóloga residente Romina Carparelli, el desarrollo del proyecto turístico en Tupungato (donde están los viñedos), del impacto de las redes sociales en la industria, y de cómo podíamos continuar nuestro viaje al día siguiente ya que teníamos una noche sin programar camino a San Rafael. 

Luego nos fuimos a dormir y al día siguiente nos esperaba una gran mesa ubicada en el quincho con el desayuno a la carta que habíamos elegido. Frutas de estación, panes, tostadas, medialunas, budines, fiambres, salmon, quesos, sandwiches tostados, jugo de naranja... sigo?? Una exquisita locura, que acompañada del magnífico entorno visual potenció la sensación de placer.


Finalmente llegó la hora de seguir nuestro camino, y guiados por unos planos que nos hizo Sergio nos despedimos de esta maravillosa e inolvidable experiencia en Casa Margot.

Justo antes de irnos, se acercó a saludarnos Myriam Diez, responsable de prensa de la bodega que se reincorporaba de sus vacaciones.

Sinceramente, en nombre de mi familia y mio, no tengo más que palabras de agradecimiento por habernos abierto sus puertas y hecho sentir de mil maravillas.

Por último les dejo los datos de contacto de Casa Margot:

Italia 6016, Chacras de Coria, Mendoza, Argentina
Tel: (+54) 261-4961877
reservas@casamargot.com.ar
Web: www.casamargot.com.ar
Facebook: /casamargot
Twitter: @casamargot



Acerca de Esteban Bruno

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit. Maecenas euismod diam at commodo sagittis. Nam id molestie velit. Nunc id nisl tristique, dapibus tellus quis, dictum metus. Pellentesque id imperdiet est.

6 comentarios:

  1. Impresionante el lugar dan ganas de ir !!! Pasame por mail alguna data mas.
    Que vinos probaste?
    Abrazo

    ResponderEliminar
  2. En la Casa solo tomé el Espumante Blanc de Blancs Extra Brut que estaba riquísimo!!
    Te mando mail.
    Abrazo!!

    ResponderEliminar
  3. Qué bueno!!
    Espero volver pronto a Mendoza y poder visitar ese hermoso lugar.

    Abrazo!

    ResponderEliminar
  4. Ariel y Cuervo, tal como dicen ustedes, es hermoso de verdad!!
    Abrazo!!

    ResponderEliminar
  5. ya voy a ir...ya vooy a ir ja ja

    Felicitaciones !!!

    ResponderEliminar

Gracias por dejarnos tu comentario.